La financiación en los proyectos de inversión.

Compartir...

¡Hola bienvenido!

Hasta ahora hemos visto proyectos de inversión donde nos hemos planteado la toma de decisiones bajo una serie de criterios, pero sin valorar la posibilidad de introducir otro ingrediente: su posible financiación.

La financiación juega un papel importante dentro de los proyectos de inversión ya que es un factor que incide sobre la rentabilidad de los mismos y, por lo tanto, puede influir en la toma de la decisión final.

Podemos hablar de dos tipos de fuentes de financiación ya conocidas,con recursos ajenos y con recursos propios. La combinación eficiente entre ambas será la clave para maximizar la rentabilidad y coste de financiación del proyecto de inversión. Una vez realizada la combinación determinaremos el plazo y el tipo de producto financiero que utilizaremos.

Igualmente podemos hablar de dos tipos de financiación dependiendo del tipo de proyecto que tengamos:

  • Proyecto integrado, es aquel que no lleva una estructura de financiación propia, se utiliza la estructura de la empresa, no solicitaremos deuda financiera expresa para acometer el proyecto. En ellos utilizaremos la tasa de actualización general de la empresa para actualizar los flujos de caja, denominada WACC o coste medio de la estructura de financiación ya existente.

En los proyectos integrados analizamos su rentabilidad marcada por la TIR independientemente de su financiación. Calcularemos la TIR del proyecto teniendo en cuenta solo los flujos de caja operativo, utilizando para actualizarlos el WACC (hablaremos de él más extensamente en la sección de estructura financiera) que ya incluye el efecto de la estructura de financiación propia de la empresa.

Tomaremos pues en estos casos, decisiones de aceptar o rechazar proyectos en función de la TIR que obtengamos y el WACC vinculado a la estructura de financiación existente en la empresa. Lo vemos en un ejemplo donde la rentabilidad mínima exigida por el inversor sería igual al WACC o coste medio de financiación de la empresa, aceptaríamos los proyectos que absorbieran como mínimo ese coste de financiación de la empresa.

Ejemplo (en euros):

En una empresa cuya estructura financiera y coste respectivo es la siguiente, obtenemos su WACC o coste medio de capital actual.

Se desea decidir sobre dos proyectos de inversión que serán financiados con la estructura financiera ya existente en la empresa. Calculados los flujos de caja operativo obtenemos la siguiente TIR a través de la fórmula excel.

Proyecto inversión 1

En este proyecto tomaremos la decisión de aceptar el mismo ya que la TIR resultante es del 21,7% superior al coste medio de la estructura financiera de la empresa 13,8%. Ya hemos comentado que la TIR debe superar como mínimo el coste medio de la estructura financiera de la empresa, TIR superior al WACC.

Proyecto inversión 2

En este caso tomaremos la decisión de rechazar el proyecto ya que la TIR resultante del mismo no es suficiente para absorber como mínimo el coste medio de la estructura financiera de la empresa, TIR inferior al WACC. A no ser que por aspectos cualitativos se decida la conveniencia de acometerlo.

  • Proyecto independiente, es aquel que lleva una estructura de financiación propia. La financiación se obtiene solo y exclusivamente para el proyecto. En ellos de utiliza la tasa de actualización resultante de la estructura de financiación nueva.

Entran en juego en este capítulo los tres tipos de flujos de caja que ya hemos comentado en varios artículos, flujo de caja operativo, para la deuda y para el accionista.

En este tipo de proyectos analizamos inicialmente la rentabilidad del proyecto sin tener en cuenta la financiación, solo con los flujos de caja operativo y si es rentable se procede a estudiar la estructura de financiación a través de los flujos de caja para la deuda ya que el objetivo de la deuda es siempre mejorar la rentabilidad del proyecto.

La TIR y el VAN calculados a través de los flujos de caja operativo se denominan TIR y VAN económicos y la TIR y el VAN resultante de los flujos de caja para el accionista se denominan TIR y VAN del accionista.

Vemos un ejemplo claro (en euros) de como mejora la TIR del accionista por el hecho de incorporar deuda a un proyecto de inversión independiente,

Datos:
WACC del 17,235% (calculado a posteriori por cálculo iterativo)
TIPO INTERÉS DEUDA después impto del 5%
COSTE PROPIETARIO(Ke) del 25%

Vemos, como hemos comentado, que la TIR pasa de un 21,7% a un 34% por el heho de incluir el factor deuda en nuestro proyecto, si no hubiésemos incorporado deuda la TIR del proyecto sería del 21,7%. El inversor se ve beneficiado por financiar parte del proyecto con deuda financiera. La estructura financiera propia de este proyecto, a inicio del 2019, estaría compuesta por 120 euros deuda financiera y 154,25 euros fondos propios (130 euros de la aportación de los propietarios más 24,25 euros del VAN que el proyecto genera).

Anotar que en el cálculo del WACC o coste medio de capital, cada año variará la estructura financiera del proyecto, por lo que no debemos utilizar un WACC constante. Ya explicaré más en profundidad su cálculo en un artículo en la sección de estructura financiera, donde desarrollaremos el cálculo del VAN a través de la actualización de los flujos con los WACC acumulados de cada año.

Cuanto mayor sea el endeudamiento que le incorporemos al proyecto mayor será la rentabilidad para el accionista siempre y cuando se cumpla que la TIR económica es mayor que el coste de la deuda.

Pero no debemos de obviar que a mayor endeudamiento mayor riesgo le estamos aportando al proyecto de inversión, por un lado, estamos aumentando el coste de la deuda y por otro aumentamos el servicio de la deuda entendida como devolución de principal e intereses.

Puede suceder que las estimaciones de entradas de fondos contempladas no lleguen a cumplirse y sean insuficientes para devolver la deuda. Existen ratios que nos miden y controlan este riesgo como puede ser el ratio de cobertura de intereses y ratio de cobertura de la deuda. 

Para terminar con este artículo anotar que en la realidad en los proyectos independientes los cálculos se complican debido a que la estructura financiera va cambiando anualmente, por lo que debemos de tener en cuenta que el coste medio del capital varia. Dedicaremos un artículo a este capítulo por su extensión para poder exponerlo correctamente donde tendremos en cuenta el valor de los fondos propios, el valor de la deuda, coste medio de capital, coste medio acumulado y el valor activo operativo en cada año del horizonte temporal.

Por último y como siempre, ya sabéis, si os gusta, compartir, y si tenéis dudas, opiniones, aclaraciones o aportaciones al respecto, dejad un comentario y os responderé lo antes posible.

Que tengáis,      #muchapasionfinanciera

0

Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Miguel Angel García García.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  10dencehispahard S.L (cdmon), https://www.cdmon.com/es/contratos/aviso-legal-y-politica-de-privacidad-de-datos-20180525.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.